Los globos grandes atraerán la atención de todo tipo de público objetivo

Vivimos en la época de la publicidad sensorial, de vender experiencias y sensaciones, en la que el producto o el servicio es lo menos importante. Solo tienes que captar la atención de una persona para que se convierta en tu cliente potencial, da igual que necesite tu producto o servicio, de eso ya se encargará la campaña publicitaria. ¿La forma más fácil? Con globos grandes, por ejemplo. Dentro de tu empresa, en el local u oficinas, tener globos grandes con tu logotipo o slogan creará un ambiente mucho más amistoso y de relax, que agradecerán tanto clientes como trabajadores y proveedores. Imagina tener un ramo de globos grandes con tu logotipo y que un cliente entre acompañado de un niño, que acabe llevándose uno de tus globos grandes. Publicidad prácticamente gratuita por toda la ciudad.

Pero lo mejor de los globos grandes es aplicar esa misma estrategia de una forma más profesional y corporativa. Elige zonas de alta afluencia de personas, si es posible con alguna relación concreta hacia tu público objetivo, pero si no es posible, todavía será interesante realizar la acción. Repartir globos grandes con el logo de tu empresa hará que la persona que se haga con él recuerde siempre tu marca y además, irá paseándolo por la ciudad, publicitándote a ti y a tu empresa. Un tipo de campaña publicitaria agresiva e interesante que puede dar resultados muy curiosos se ha experimentado en vecindarios concretos de Inglaterra, dejando globos grandes atados durante la noche a vallas y árboles de las casas. Desde Comercial Persan te ofrecemos una simple maniobra empresarial, económicamente asequible y que no supone ningún problema para los vecinos, ya que puede acabar reportando mucha clientela.

Pon globos grandes en tu vida empresarial y tendrás grandes resultados a un precio ínfimo